Todas aquellas personas que estén cobrando una pensión de invalidez o jubilación y hubieran cotizado a una mutualidad laboral entre 1967 y 1978 tienen la posibilidad de reclamar la devolución del IRPF. Aunque esta reclamación puede realizarse a través de la página de la Agencia Tributaria, el Colegio de Médicos ofrece a los colegiados que se encuentren en esta situación la opción de gestionar la solicitud desde su Asesoría Laboral.

En caso de que corresponda, las devoluciones se aplicarán en las rentas declaradas de los ejercicios de 2019 a 2023, ya que los anteriores han prescrito.

Esta rectificación podrán comprobarla ya en la declaración de este año, concretamente en sus datos fiscales, donde debe aparecer automáticamente ese 75% reportado. Hacienda irá incorporando los datos durante el mes de abril, por lo que es conveniente no presentar la declaración de 2023 hasta el mes de mayo.

Accede aquí a la Disposición sobre el Régimen transitorio aplicable a las mutualidades de previsión social.